febrero 13 2019 0Comentario

Ahorra dinero en tu almacén refrigerado con las cortinas de aire frigoríficas

Las entradas y salidas continuas de mercancías en las cámaras frigoríficas se pueden convertir en la principal fuente de pérdida de frío en el interior, lo que puede afectar seriamente tanto a los productos almacenados como al incremento en costes de energía. ¿Cómo evitarlo? ¿Cómo ahorrar energía en mi almacén? La respuesta es muy sencilla, a través de las cortinas de aire frigoríficas.

 

¿Qué son y para qué sirven las cortinas de aire frigoríficas?

 

cortinas de aire frigoríficasLas cortinas de aire frigoríficas son equipos que crean una barrera invisible de aire entre el interior y el exterior de una cámara frigorífica, manteniendo las condiciones térmicas en la misma y permitiendo el paso de personas o vehículos.

El propósito de las cortinas de aire frigoríficas no es otro que el de separar la climatología de una sección a otra del almacén, manteniendo la temperatura y la humedad adecuadas en la instalación, evitando de esta manera pérdidas energéticas.

Están especialmente recomendadas para el uso en puertas de cámaras frigoríficas y congeladores industriales donde existe un gran salto térmico y las pérdidas energéticas pueden ser muy altas. Su especial diseño reduce de forma efectiva la niebla, la nieve y el hielo, disminuyendo el riesgo de accidentes.

¿Qué ventajas se obtiene de la utilización de cortinas de aire frigoríficas?

Existen múltiples ventajas que derivan de su utilización:

1. Ahorro y eficiencia energética

Como hemos comentado, las cortinas de aire frigoríficas contribuyen a mantener la temperatura en el interior de la cámara, por lo que se hace menor uso de los equipos de climatización. Esto se va a traducir en un gran ahorro en los costes de energía, en la eliminación de posibles filtraciones de aire procedentes del exterior, en la reducción de emisiones de CO2 y una mejor conservación de la mercancía.

2. Aumento de la vida útil del resto de componentes de refrigeración

Gracias a la reducción de la formación de hielo, el equipo de refrigeración, la iluminación o el resto de componentes de la cámara, van a ver mejoradas sus condiciones, y por tanto su vida útil se prolongará.

3. Mayor seguridad

La formación de hielo en el suelo de la instalación no deja de ser un foco de posibles accidentes. Con su disminución, también se reducirá el riesgo de accidentes para los operarios.

4. Mejora de la higiene

Gracias a esta barrera de aire, se reduce la entrada de polvo o partículas del exterior, gases, olores… incluso de insectos que podrían afectar a la calidad de la mercancía.

5. Mejora la visibilidad

Al no existir una barrera física entre el interior y el exterior de la cámara, permite mejorar la visibilidad de la misma. La condensación que puede formarse, se reduce, favoreciendo la lectura de etiquetas de los embalajes y la visión en estanterías.

Además, la no existencia de una barrera física, va a facilitar la entrada y salida de personas y vehículos, eliminando impedimentos en el acceso, como posibles enganchones con cortinas de tiras de plástico.

 

¿Necesitas instalar una cámara frigorífica? en kavidoors disponemos de varios modelos. Ponte en contacto con nosotros y te asesoraremos para realizar la opción que más se ajuste a tu instalación y requerimientos.

 

admin

Somos fabricantes de puertas de aislamiento respaldados por una gran trayectoria profesional y la fortaleza de un grupo industrial especializado en aislamiento térmico cuyos orígenes se remontan a los años 70.

Escribe un comentario